Naranjo Amargo

 

Es el patrón tradicional. No tiene limitaciones en cuanto a suelo y soporta altos índices de salinidad en el agua de riego. Sobre este patrón, el limonero, se comporta como tolerante a tristeza, razón por la que subsisten las plantaciones adultas y se sigue utilizando en la actualidad. Con la variedad FINO, tiene buena afinidad, pero entra tarde en producción. Con la variedad VERNA no ocurre lo mismo sino que forma el clásico IRIÑAQUE, que acorta su vida productiva e induce problemas de clorosis. Para evitar este miriñaque se debe recurrir al empleo de madera intermedia, utilizándose, preferentemente, variedades de naranjo dulce libres de virus. De esta forma se mejora la calidad del fruto y se alarga la vida productiva del árbol.

 

 

Citrange Carrizo

 

Patrón que ha sustituido al ya obsoleto Citrange Troyer por sus claras ventajas. Morfológicamente casi idéntico al c. troyer presenta una serie de ventajas agronómicas que le han hecho convertirse en el primer patrón. Son las siguientes:
Algo más tolerante a la caliza activa
Mayor resistencia a la asfixia radicular
Algo más resistente a Phytophtora
Tolerante al nematodo Radopholus similis
Las variedades injertadas sobre C. Carrizo parecen más productivas.
La igual que C. Troyer es tolerante a tristeza, psoriasis, xyloporosis, woody gall.

Es sensible a exocortis.

 

 

Mandarino Cleopatra

 

Tolerante a tristeza, exocortis, psoriasis escamosa y xiloporosis. Menos resistente a phytophtora que los citrange, por lo que se recomienda plantar en meseta o cuidar que los goteros no estén muy cerca del tronco. La fruta producida sobre este patrón es de buena calidad, aunque de tamaño algo menor. Además presenta el incoveniente de su comportamiento irregular e imprevisible, que a a veces da lugar a un desarrollo deficiente de la planta en sus primeros años de vida. Va bien en terrenos francos o sueltos. Debido a su gran resistencia a caliza activa y a salinidad, es de suponer que siga teniendo interés para terrenos calizos o salinos.

 

 

C-35

 

Patrón tolerante a la tristeza, gomosis, xyloporosis y nematodos. Sensible al blight y exocortis. No se recomienda su cultivo en suelos salinos y calcários. Presenta un rendimiento medio-alto en la producción.

 

 

Citrus Volkameriana

 

De este patrón destacamos su resistencia a la cal y a la asfixia radical, con resistencia media a la salinidad. Induce gran vigor a la variedad sobre él injertada, adelantando también su entrada en producción. Como principales defectos cabe destacar su sensibilidad a la phytophtora, induce baja calidad a la fruta, provoca una fuerte hetereogeneidad de plantas y es también sensible al frío.

 

 

Citromelo CPB 4475

 

Las características que hacen este patrón interensante son; su tolerancia a exocortis y xyloporosis, presenta una gran resistencia a la asfixia radical e induce un importante retraso en la maduración del fruto, característica interesante para variedades de media temporada o tardías. Como principal defecto podemos destacar su sensibilidad a la caliza.

 

 

Citrus Macrophylla

 

Se trata del patrón más importante para el limonero ya que induce una precoz entrada en producción y es muy productivo. Como desventajas cabe destacar que aunque su combinación con limonero es tolerante a la tristeza, puede resultar sensible si el patrón emite rebrotes o sierpes y si el limonero se sobreinjerta de naranjo, limonero o pomelo. Es muy sensible al frío.

 

 

Forner Alcaide Nº 5

 

Destacamos de este patrón que el desarrollo de las variedades sobre él injertadas alcanzarán un tamaño inferior al que tendrían si se hubiese injertado sobre otro patrón (carrizo, cleopatra, …). Es resistente a la tristeza y más tolerante a la caliza, salinidad y encharcamiento que el carrizo. Respecto a hongos del género Phytophtora tiene buena resistencia y es resistente al nemátodo de los cítricos Tylenchus semipenetrans.
De alta productividad, excelente calidad de fruta y de maduración ligeramente adelantada.